Banderas en su Corazón | Emotiva despedida a Micaela García

micaela

Por Marcos Maldonado *

Este martes 11 de abril, en Concepción del Uruguay, se llevó adelante una extensa jornada para recordar, homenajear y despedir a Micaela García, joven militante del Movimiento Evita que fue asesinada el sábado 1 de este mes. Con alegría, cantos, emoción y lágrimas, miles de personas acompañaron a la familia, la cual agradeció la masividad de la convocatoria.

Desde temprano, cerca de las 9 horas, los micros provenientes de todo el país iban llegando y la militancia se iba amuchando empezando a cantar por Micaela. ´Vivirás siempre en la Villa Mandarina` vitoreaba una estrofa haciendo mención a la barriada en la que enfocó su militancia territorial.

Posteriormente los ya cientos de asistentes se encolumnaron para marchar hacia el Estadio “Alberto René Salen”, lugar en el que se velaron los restos de Micaela. Vídeos de intervenciones políticas, recopilaciones de imágenes que plasmaban su veta atlética y canciones dedicadas a ella colmaron el lugar de aplausos y emociones. Todo acompañado por horas de cantos impulsados por la JP Evita, que estremecían hasta a las personas menos sensibles.

Entre medio de todo ese conmovedor panorama, el padre pidió silenció y saludó a alguien en el teléfono, comunicación que fue reproducida por los parlantes del estadio. Era el Indio Solari, quien dedicó unas afectivas palabras a la familia y destacó su entereza al afrontar tan difícil momento. Por pedido de la madre de Micaela, el ex líder de Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota entonó unas estrofas de ´Juguetes Perdidos´, canción favorita de la joven.

En el acto, encabezado valientemente por Néstor García, el padre de Micaela le cedió la palabra a muchas de las personas que se acercaron a dar su mensaje de apoyo. Profesores, vecinos, compañeras y compañeros de estudio, militancia y otras actividades, referentes del Movimiento Evita, su novio, su madre y su padre pasaron por el micrófono en el momento más emotivo de la jornada.

Emilio Pérsico, secretario general del Movimiento Evita, aseguró que “Micaela era una revolucionaria porque la revolución se trata de darle poder al que no lo tiene”, haciendo mención a su militancia en la Villa Mandarina. “Hemos sembrado la semilla de Micaela en la tierra más fértil que hay, que es el corazón de cada uno de estos jóvenes”, expresó apuntando al grupo que compartía la militancia con ella.

Por su parte Néstor García rechazó a los medios hegemónicos que “nos quieren mostrar a una Micaela de clase media que hacía caridad” cuando en realidad “Micaela era un militante del Movimiento Evita y de su Juventud Peronista”.

El padre de Micaela García manifestó que desde la familia “la vamos a recordar con alegría” y señaló que “Micaela nos mostró una forma de cambiar la realidad y, eso, multiplicado por una montón de gente es lo que va a cambiar esta sociedad”.

A pedido del padre quien cerró el acto homenaje fue Damián Castro, compañero y amigo de Micaela, quien apuntó que ella “murió luchando” ya que “peleó hasta el final, no se dejó violentar por una sociedad machista que todo el tiempo oprime y cosifica a la mujer”. Parafraseando a Fidel Castro cuando habló del Che Guevara y las futuras generaciones, el militante de la JP Evita planteó que “queremos que sean como Micaela. Que haya miles como ella en el mundo para que podamos transformar realmente la historia”.

De ahora en adelante “tenemos un compromiso doble de transformar la realidad porque Micaela nos va a guiar por el camino correcto”, concluyó Damián.

Tras el emotivo acto las miles de personas presentes en el estadio empezaron a movilizarse, detrás del auto que llevaba al cajón y a la familia, hacia el cementerio de Concepción del Uruguay.

Fue imposible no conmoverse al ver las caras de pibas y pibes que militaban con Micaela, quienes cantaban, lloraban, se abrazaban y consolaban. Y volvían a cantar, cada vez más fuerte, modificando algunas letras de canciones para introducir su nombre o su apodo “negra” en varias de ellas y enunciar constantemente ´Por vos juramos vencer`.

A medida que el recorrido iba avanzando, la columna se agrandaba más y más, sumándosele vecinos, e integrantes de organizaciones políticas que también se acercaron a acompañar la marcha.

Con gritos que levantaban la consigna de ´Ni Una Menos` más de cinco mil personas la recordaron a Micaela de la manera que, según lo que se pudo apreciar de su personalidad, mejor la podía representar, una movilización popular colmada de amor y compañerismo.

(*) Periodista de Radio Gráfica

Comentarios

comentarios

Artículos ralacionados