agosto 17, 2019

La Plata | Capital del descontento popular

La Plata | Capital del descontento popular

La capital bonaerense se convirtió en el escenario de marchas y protestas docentes, así como del acampe de los trabajadores del Astillero Río Santiago tras la represión, contra las políticas del Gobierno.

El periodista Gustavo Zurbano, de Radio Futura de La Plata, informó en Panorama Federal que “los trabajadores estatales en general, los docentes universitarios y provinciales en particular, hace tiempo que escuchan una y otra vez la oferta paritaria de 12% o 15% en el marco de una situación económica, que rompió todos los moldes”. Incluso, remarcó, “es tan explosiva la situación de la economía que los reclamos salariales se desactualizan al ritmo de la debacle provocada por la corrida cambiaria que no alcanza su techo”.

En diálogo con Radio Gráfica, advirtió que “en La Plata hay movilizaciones diarias de todos los tipos y colores posibles” y destacó que “desde la brutal represión a los compañeros del Astillero Río Santiago, los trabajadores montaron un acampe constante en la Plaza San Martín, en el centro de la ciudad y frente a la sede de la gobernación, que ya forma parte del escenario del centro de la ciudad”.

Respecto al conflicto educativo bonaerense, por la paritaria docente, el comunicador platense recordó que tras el paro de 72 horas aún hay 850 escuelas sin clases “por padecer serios problemas de infraestructura edilicia”. Además, reflexionó que “la situación general del movimiento estudiantil nos recuerda otras épocas vividas. En cada una de las 57 Universidades Públicas Nacionales se producen manifestaciones que llegan a tomas de las instituciones”.

En este marco, recordó las declaraciones “del ministro de Educación Alejandro Finocchiaro, que aseguró que el conflicto de las Universidades Nacionales, es una conspiración trosko kirchnerista”. “No es inocente esa caracterización del conflicto universitario causado por el recorte presupuestario decidido por el FMI y no por una conspiración. Ese comentario apunta a la construcción de un enemigo interno, como cuando los genocidas estigmatizaron a los jóvenes militantes porque tenían “exceso de pensamiento”. Paso previo a desaparecer a nuestros 30 mil compañeros detenidos desaparecidos”, reflexionó.

DM/GF/RG

Comentarios

comentarios

Artículos ralacionados