diciembre 14, 2018

Conflicto Libertadores | Una óptica profunda desde el Derecho Deportivo

Conflicto Libertadores |  Una óptica profunda desde el Derecho Deportivo

Pablo Barbieri tal vez sea el abogado más prestigioso en Derecho Deportivo en nuestro país. Miembro del Tribunal de Ética de la Asociación del Fútbol Argentino. Conocedor profundo de los entresijos jurídicos del fútbol argentino y continental, clarificó la situación generada en la última semana en el aire de Radio Gráfica.

Seré lo más objetivo posible para comprender éste problemática desde lo jurídico, ya que es un tema que se mezcla con lo deportivo“; expresó Barbieri en diálogo con Carlos Aira. “La actuación de la Unidad Disciplinaria de Conembol se produjo de oficio a raíz de una denuncia planteada por Boca Juniors. Ahí tenemos una diferencia grande con el episodio de 2015. En aquella oportunidad, el Tribunal actuó porque hubo una suspensión de partido producida dentro del campo de juego por el árbitro, generando una resolución de oficio. Acá hay un pedido puntual de Boca, que abrió un procedimiento en el cual hubo vistas, defensas del caso y se emitió un fallo conocido con fundamentos que se hicieron públicos”. 

El punto de conflicto fue el Artículo 8 del reglamento y la responsabilidad del club local en la organización y seguridad. El Doctor Barbieri expresó: “Conmebol plantea la responsabilidad del organizador en la seguridad de espectáculos deportivos, como lo hace la ley argentina, la 23.184, en caso de responsabilidad civil. El reglamento Conmebol sitúa el propio estadio y sus adyacencias como los ámbitos donde el club tiene responsabilidad. Lo que pensé en un primer momento, y finalmente sucedió, era determinar la adyacencia. En los argumentos del fallo, Conmebol estableció que las agresiones fueron a setecientos metros de la entrada al estadio, dentro del anillo de seguridad cubierto por la seguridad. En el argumento plantea que hubo negligencia en el operativo de seguridad y como prueba de ellos fue la renuncia del ministro Martín Ocampo“. 

¿Cómo es la organización de un espectáculo deportivo? Barbieri explicó la relación club-policía-estado: “Quienes estuvimos cerca de la conducción de clubes sabemos positivamente que el club local organiza un partido y la seguridad la brinda el estado. Esa seguridad se paga con una tarifa por cada agente y es el estado quien determina la cantidad y ubicación de los mismos. Esto vale tanto para un partido de Primera C o Copa Libertadores de América. El club poco puede hacer ante esa organización ya que es el estado nacional o provincial quién toma las decisiones de seguridad”.

Para Barbieri “Es importante explicar el funcionamiento del Tribunal. Sino es muy complicado comprender desde el punto de vista jurídico la defensa de River Plate porque hay un dato objetivo: existió la agresión. Si se leen los argumentos del fallo Conmebol lo que queda establecido es que la agresión fue generada fuera del perímetro de seguridad establecido por el club organizador, donde tiene pura ingerencia el Club Atlético River Plate”.

Conmebol ya fijó el partido para el domingo 9 de diciembre próximo en la ciudad de Madrid. ¿Pero como continúa esta historia si ambos clubes llevan sus posturas al TAS? El especialista explicó: “Para llegar al TAS hay que pasar por el Tribunal de Apelaciones de Conmebol. No sólo Boca Juniors, que ha decidido hacerlo así, sino también River Plate por la sanción que sufrió al no poder jugar en su cancha y otras sanciones de peso. Pero acá se da la particularidad que llegaron River Plate y Boca Juniors a la final soñada, anhelada y temida. Todos sacábamos conjeturas y el fin de semana que viene seguirán sacándose conjeturas. Porque en definitiva, en el Bernabeu o donde jueguen, River y Boca definirán la Copa Libertadores en un partido de fútbol que quedará en revisión. No creo que el TAS pueda modificar una situación con los partidos terminados porque todo devendría en algo abstracto”. 

Finalmente, Pablo Barberi, quién está ligado al mundo del fútbol desde hace tres décadas, sugirió bajar decibeles y conversar: “Debiéramos comenzar a respetar las decisiones. Entiendo las dos partes involucradas. Con énfasis y ansias van a defender sus derechos cuando representamos algún litigio. Los que estamos equidistantes del tema debemos guardar un grado de independencia y no perder el análisis técnico que es el más complicado de explicar pero determina la cuestión”. 

CA/GF/RG

Comentarios

comentarios

Artículos ralacionados